Caso Oro: Postergan Audiencia en Caso de 15 Lingotes de Oro Incautados por Aduanas en Arica
22 agosto, 2016   //   Sociedad

Los imputados – uno de ellos Harold Vilches, (sobrino de Enrique Vilches, dueño de Joyas Barón)-,  no se presentaron en Arica por estar en prisión preventiva en Santiago, por el delito de  contrabando de oro.

La audiencia de formalización por el contrabando de 48 kilos de oro en Arica, se postergó para el jueves 29 de septiembre. La decisión la tomó el magistrado Juan Araya debido a la ausencia de los imputados por estar en prisión preventiva por otro caso que se desarrolla en Santiago.

El fiscal del Ministerio Público, Francisco Gangas, formalizaría a tres sujetos, uno de ellos identificado como Harold Vilches, por su presunta responsabilidad en los delitos de contrabando impropio, comercio irregular, comercio clandestino y facilitación de facturas ideológicamente falsas. Sin embargo, los imputados no pudieron asistir debido a que el viernes la Corte de Apelaciones de Santiago revocó la cautelar de arresto domiciliario por prisión preventiva en otro caso donde también son investigados por contrabando de oro, asociación ilícita y lavado de activos.
El Servicio Nacional de Aduanas acudió en Arica como querellante por contrabando impropio con sus abogados Fernando Gatica y Luis Fernando Pizarro. En tanto, el Servicio de Impuestos Internos se presentó con los abogados Karla Brito y Marcelo Acuña como querellantes por comercio ilegal, comercio clandestino y facilitación de facturas.
En representación de los imputados estuvo el abogado Ignacio Pinto, quien asumió recientemente la defensa y expuso que debido a las cautelares de prisión preventiva no se pudo coordinar el traslado hasta Arica, por lo cual solicitó la postergación y coordinación respectiva con el Primer Juzgado de Garantía de Santiago.
Los tres imputados fueron sorprendidos en agosto del año 2014 por fiscalizadores del Servicio Nacional de Aduanas tratando de viajar desde Arica a Santiago con 15 lingotes de oro con un peso de 48 kilos y valorados en $1.557.450.271 pesos. Al ser requeridos por la propiedad del metal, presentaron boletas y una historia no consistente con la realidad cuprífera de la XV Región, por lo cual se les retuvo el material y se inició una investigación que derivó en una querella por contrabando y una investigación del Ministerio Público.

Comentarios

Dejanos tus comentarios