Pancito Tradicional en el Día de Todos los Santos : Una Tradición Familiar que Mantiene Presente a Quiene Ya Partieron
2 noviembre, 2020   //   Nacional, Sociedad

Una tradición que perdura en el corazón de las familias del mundo aymara, la del pancito tradicional con formas diversas, que en tiempos normales, era posible observar en los cementerios rurales y urbanos de la región, junto a las sepulturas  de sus seres queridos y que esta vez, en pandemia,  la debieron hacer efectiva en sus hogares.

 

En un espacio  denominado altar, las figuras forman parte de un ambiente en que todos los integrantes de la familia participan, tal como aconteció en el hogar de la Consejera Nacional Aymara, CNA, Margot Ríos Mamani “Desde la tarde noche del día 31, nos hemos reunido en comunidad con nuestra familia, preparando nuestras T’anta Wawa para mi Jach’a Mama Bernarda Calle Romero”, expresó la dirigenta, agregando que “preparamos un altar en forma de escalera, donde depositamos las T’anta Wawa, este es un pancito tradicional que se consume en el día de todos los santos y difuntos, se prepara con harina de trigo, caramelos de colores y también se colocan en esta mesita los platos de comidas apetecidos por la almita, flores, vinito, cervecita, bebidas y las tradicionales ofrendas que se entregan a quienes visitan y se piden al almita” señaló.

La dirigenta describió  “El T’anta caballo transporta las ofrendas del difunto. La escalera, es el medio por el que los Ajayu descienden del mundo de los muertos. La T’anta wawa son panes con mascara que representan al difunto. La T’anta Llama, es el medio de transporte para las almas. La T’anta Paloma simboliza el espíritu santo. El biscochuelo, es una masa dulce que representa el ataúd. La Cruz representa a Jesucristo”, detalló.

 

Respecto a esta tradición, la consejera aymara estima que seguirá por mucho tiempo, y su materialización lo demuestra, debido a que han pasado generaciones, y los mínimos detalles persisten, lo que le da un sello muy particular y característico, que espera en un año más sea observado por quienes no han podido estar junto a sus deudos, solo por medio de las oraciones, y a su vez, cumplir con la petición de aquellos, hechas en vida.

 

 

Comentarios

Dejanos tus comentarios