Primera Asamblea Vecinal: Alcalde de Arica Abordó Junto a 60 Dirigentes los Principales Problemas de la Comuna
10 octubre, 2020   //   Nacional, Sociedad

Preocupado por mantener los espacios de diálogo ciudadano, el alcalde Gerardo Espíndola encabezó la primera Asamblea Online con dirigentes vecinales, oportunidad en la que los temas principales de conversación fueron el control de la basura y el cuidado de las áreas verdes en los distintos barrios de la ciudad.

La actual crisis social que vive Arica, Chile y el mundo, ha impedido continuar con las visitas a terreno realizadas por la Municipalidad, cuyo objetivo era escuchar las inquietudes de las y los vecinos, para abordar distintas acciones que pudiesen dar solución a estas problemáticas.

La Asamblea Vecinal entre municipio y dirigentes, logró reunir a más de 60 representantes de Juntas Vecinales de toda la comuna, quienes entregaron las necesidades de cada población y las urgencias en las que la administración edilicia debe poner hincapié.

El alcalde Espíndola, junto con agradecer la alta participación y disposición de la comunidad, señaló que la pandemia por Covid-19 significó poner en primera instancia todos los esfuerzos municipales en entregar un servicio de salud y sanitario óptimo para las familias de Arica, prioridades que con el paso de los meses fueron agregando otras áreas como lo social, económico y ahora, lo medioambiental.

La basura es una lucha en la que yo no voy a descansar, en la cual vamos a seguir invirtiendo, poniendo la tecnología. Acá tenemos que seguir trabajando, pero hoy día tenemos esta pandemia que nos obliga a repensar, reinventarnos. Esta emergencia ha ido evolucionando según pasa el tiempo. Al principio, lo que nos preocupaba era el tema de la salud, luego el hambre y la pobreza que aún mantiene esa urgencia, y ahora vamos sumando este elemento que tiene que ver con el aseo para ir adaptándonos a esta pandemia que nos afecta”, expresó el jefe comunal.

Una crisis con diversas aristas

La recolección de residuos ha presentado diversas problemáticas durante los últimos meses, lo que ha significado la proliferación de microvertederos en sectores en los que los policías de aseo tienen menor circulación.

Al bajo número de camiones de basura (que actualmente suman 12) se producen otras situaciones como la imposibilidad de ingresar a pasajes o calles estrechas por vehículos estacionados, así como también la merma en el personal de aseo debido a las medidas de resguardo producto de la pandemia. En esta materia, la Municipalidad cuenta con cerca de 400 funcionarios para el aseo de la ciudad, de los cuales 80 se dedican a la recolección de residuos, cifra que disminuye producto de contagios o cuarentenas preventivas.

Respecto a las áreas verdes, el jefe comunal recordó que el 29 de julio se puso término al contrato con la empresa Espacios Verdes y Recreativos por reiterados incumplimientos con sus obligaciones contractuales. Dos meses han pasado desde la determinación, tiempo en el que fueron elaboradas unas nuevas bases para contratar vía trato directo a una empresa local para hacerse cargo de la mantención, tiempo que significó la afectación de las áreas verdes.

Espíndola indicó que el municipio no cuenta con los recursos humanos ni materiales para poder llevar a cabo esta labor, lo que obliga a externalizar el servicio. Con el inicio de un nuevo contrato, la cara de las plazas, parques y bandejones volverá a ser verde en el corto plazo.

Socios operadores

El alcalde Espíndola presentó en la oportunidad la propuesta para que los vecinos sean Socios Operadores de la Municipalidad, para colaborar con el cuidado y la mantención de los espacios públicos, lo segundo mientras la empresa elegida para la mantención de las áreas verdes comience sus funciones el próximo 15 de octubre.

Esto es ayudar a los trabajadores de nuestro municipio o trabajadores de la empresa a cuidar el espacio, también que nos ayuden a fiscalizar. Doña Lucila (de la población Loa) dijo que la empresa no estaba barriendo como corresponde y no cumple con lo que debiese. Eso es parte de los compromisos que podemos asumir como socios operadores, que nos vayan diciendo y denunciando cuando la empresa no esté cumpliendo con alguno de los servicios y así nos ayudan a fiscalizar”, expresó la máxima autoridad comunal.

Otra labor que ejercerán los socios operadores es la articulación de actividades para que los espacios públicos en sus alrededores sean ocupados. “En muchos lugares construimos plazas y al poco tiempo los vecinos se quejan porque el espacio se llena de antisociales. Para evitar eso, debemos habitar esos espacios”, explicó Espíndola.

La Municipalidad divide Arica en 12 sectores para la recolección de basura. Gracias al uso de la tecnología, los equipos territoriales de Dideco han logrado recopilar una serie de solicitudes realizadas por las 110 juntas vecinales a lo largo de la comuna, con las cuales se ha mantenido el contacto periódico para saber qué es lo que pasa en las poblaciones.

El director de Dideco, Paolo Yévenes, indicó en la ocasión que “la idea de esta primera reunión fue presentar una propuesta de trabajo colaborativo con los barrios. Entendemos que el tema de la basura, sobre todo, es un trabajo que tiene ambas responsabilidades, por una parte, el municipio y por otra los vecinos que pueden colaborar. Hoy estamos enfrentando una de las crisis más importantes que le ha tocado vivir a esta generación. El principal trabajo en estos seis meses ha sido enfrentar junto a los vecinos la crisis social que estamos viviendo, pero también tenemos otras como el tema migratorio, el tema humanitario. Sin embargo, una crisis transversal es la del aseo y las áreas verdes”

Comentarios

Dejanos tus comentarios